Max Verstappen no para de sumar triunfos y de agrandar su historia en la Fórmula 1, después de la c0ntundente victoria que consiguió esta tarde en el circuito Hermanos Rodríguez, en México, que estuvo repleto de aficionados y en el que el flamante bicampeón estableció un nuevo récord de victorias en un certamen, al conseguir la número 14 con su rendidor Red Bull en una prueba en la que fue escoltado por Lewis Hamilton y Sergio Checo Pérez.

La vigésima prueba del Mundial tuvo a Verstappen como la figura, porque después de conseguir la pole en la clasificación, en la prueba estuvo en otra dimensión, lo que le permitió alcanzar una contundente victoria y ratificar que con el Red Bull sin problemas es poco menos que imbatible como lo demostró en la prueba que se realizó en México, en la que sus rivales no lo pudieron complicar.

Verstappen llegó a las 14 victorias en un año para dejar atrás el récord de Michael Schumacher, con Ferrari, y Sebastian Vettel, con Red Bull, quienes habían conseguido 13 en 2004 y 2013. Todavía esa marca del bicampeón se puede ampliar porque quedan dos pruebas para terminar el certamen y si su auto mantiene este rendimiento que mostró tanto en Austin como en México es probable que siga con su cosecha de triunfos.

En un buen trabajo desde que comenzó la actividad en la vigésima fecha del certamen, el múltiple campeón Lewis Hamilton terminó segundo con su Mercedes y finalizó tercero Sergio Checo Pérez con el otro Red Bull, sumando mucho en su pelea con Charles Leclerc para convertirse en el subcampeón. Cumplió una tarea casi perfecta, por lo que sumó un nuevo podio, aunque esperaba ganar ante su gente, que lo idolatra.

Luego de otra tremenda demostración del bicampeón Verstappen y su Red Bull, que se quedó con la Copa de Constructores, la penúltima fecha del Mundial de Fórmula 1, que casi todo definido, porque sólo resta conocer quién será el subcampeón del certamen, se cumplirá el 13 de noviembre en San Pablo, Brasil, y el cierre será el 20 del mismo mes en el circuito de Abu Dhabi.